Conociendo a Cristina

¿Cuándo comenzaste a practicar yoga? Empecé a practicar hace muchos años con una amiga que quería ser profesora de yoga. Coincidíamos los fines de semana en un pueblecito de Guadalajara y allí hacia sus practicas conmigo.

Me gustaba, era mi aliciente del fin de semana, me relajaba de mi vida profesional y familiar, me sentía bien..Después comencé a ir a centros cerca de donde vivía en Madrid pero sin mucha calidad hasta que en el 2010 fuimos a vivir a Londres y allí encontré un centro de yoga que acababa de inaugurarse al lado de mi trabajo.Durante el primer año iba poco pero al año siguiente fui descubriendo una nueva dimensión del yoga y entendí que ya formaba parte de mi así que intentaba ir todos los días, incluso los fines de semana y así hasta hoy. Descubrí que el yoga es infinito y que no solo hay muchos tipos de yoga sino que cada profesora/or lo hace diferente.Me fascinaba y me divertía.

¿Cuáles son los beneficios?Los beneficios que siento son tantos!!!El yoga para mi es salud,bienestar, energía, juventud, positivismo…Todo ha sido beneficioso, incluso ha curado males físicos que tenia, forma parte de mi vida cotidiana, lo practico todos los días, si no es en clase es en casa.Me ha hecho ser una mejor persona,mas generosa,mas tranquila, mas pausada, mas feliz, incluso diría que gracias al yoga no me pongo nunca enferma, hace tantos años que no me cojo ni una gripe!!

¿Por qué ZUY?Cuando volví a vivir a Madrid, hace unos dos años, recorrí casi todos los centros de yoga del centro y de la zona donde vivo, desmoralizada al no encontrar el tipo de centro de Londres, tan completo, con tantos tipos de yoga, tantos profesores distintos…hasta que a través de internet descubrí ZUY y vine a probar una clase.Nada mas entrar sentí que era lo que buscaba.El espacio, la amabilidad y empatia con que me recibieron..Después de probar la primera clase con Bea supe que era mi centro en Madrid y el tiempo me lo ha demostrado.Ofrece mucha variedad de clases,profesoras/es excelentes, buenos horarios, flexibilidad de precios, ambiente agradable y educado…Un pequeño oasis en el centro…
Ademas me encanta compartir su progreso, su mejora con mas clases, mas profesores… sin perder esa cercanía con el cliente.Siempre buscan superarse.Les estoy muy agradecida y me siento muy afortunada de haber encontrado este bonito lugar con tanta energía para hacer yoga.